Blog

6 trabajos para el jardín de otoño

Si te preguntas constantemente qué puedes hacer en el jardín al borde del otoño estás en el post adecuado. Aunque eso depende en gran medida de dónde te encuentres, también depende de cómo deseas continuar el año. ¿Tu jardín está repleto de plantas anuales o contiene algunas perennes que precisan atención? ¿Estás listo para plantar frutas y verduras o eliminar aquellas que no se han desempeñado bien? Haz una lista en tu mente o en un papel de todas las cosas que deseas lograr y observa si tienes suficiente tiempo como para lograrlas.

Te recomendamos leer: ¿Qué plantar en el huerto durante el otoño?

1. Continúa con la cosecha

Es posible que encuentres calabazas o calabacines grandes debajo de las hojas que comienzan a mancharse y rizarse por el impacto de las noches más frías. Dependiendo de lo que hayas plantado y cultivado con éxito, es posible que estés cosechando las siguientes verduras a principios del otoño: brócoli, repollo, calabacín, pepino, calabaza de verano y de invierno, frijoles, berenjenas, melones, tomates, lechuga, espinacas, acelga, pimientos, cebollas, patatas dulces, patatas, colinabos, perejil, nabos, semillas de mostaza, manzanas, ciruelas y peras.

Si ha sido una temporada fructífera, tendrás mucho por cosechar en otoño. A su vez, prepárate para conservar los alimentos, limpiar el suelo, guardar semillas y hacer espacio para sembrar más semillas de hortalizas.

2. Conserva la cosecha

Siempre hay diversas formas de conservar la cosecha, que va desde congelar, enlatar y deshidratar lo que sobre. Mientras estés preservando el cultivo de tu jardín, no olvides seguir comiendo lo que has cosechado y apégate siempre a recetas confiables que sepas que van a funcionar para envasar los cultivos.

3. Guarda las semillas

El otoño es el momento de guardar las semillas que plantarás el próximo año. A principios de marzo (hemisferio sur) o septiembre (hemisferio norte) cosecha las semillas de rúcula y mostaza, y a fines de mes, el calabacín o la calabaza estarán lo suficientemente maduros como para guardar sus semillas.

4. Planta verduras otoñales

No necesariamente para comer esa temporada, sino para obtener una cosecha en primavera. Si el clima a principios de la temporada es más parecido al verano que al otoño, es posible que desees esperar hasta fines de mes o esperar hasta el mes siguiente para plantar las chalotas, las cebollas y los ajos.

5. Planta perennes comestibles

Aparte de las plantas anuales también es hora de pensar en perennes comestibles. Estas ultimas son a menudo más nutritivas que las anuales y pueden cultivarse en pendientes. Algunas de las plantas perenes que puedes plantar no solo a principios de otoño sino también más adelante son las alcachofas, el azafrán, la ortiga, los arboles frutales, el ruibarbo, los espárragos y los arbustos de bayas.

6. Ordena el jardín

Arranca las malas hierbas que crecen demasiado y desecha las semillas que tengan menos posibilidades de volver el próximo año. Si algunas plantas muestran signos de enfermedad, córtalas y deséchalas. También puedes cortar las plantas que ya han florecido a principios de otoño como el iris barbudo, el bálsamo de abeja, las azucenas, la hierbabuena, la peonia, la salvia, la lavanda y la milenrama.

Mostrar más

Notas Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Close