Blog de Jardineria

Fitofotodermatitis: plantas que la causan

Hoy voy a compartir mi historia para que no cometas el mismo error que yo y termines con dermatitis vegetal, también conocida como fitofotodermatitis y enfermedad de lima (no confundirse con la enfermedad de Lyme).

Hoy voy a compartir mi historia para que no cometas el mismo error que yo y termines con dermatitis vegetal, también conocida como fitofotodermatitis y enfermedad de lima (no confundirse con la enfermedad de Lyme). La fitofotodermatitis se obtiene por el contacto con diversas plantas cuya savia ocasiona una gran irritación en la piel, ampollas y quemaduras.

La erupción cutánea inflamatoria fototóxica comienza en 24 horas después de la exposición y suele alcanzar su punto máximo entre las 48 y las 72 horas. El resultado se puede intensificar con la piel húmeda, el calor y la sudoración.

La piel comienza a presentar áreas enrojecidas y ardientes y, luego, genera picazón y ampollas, debido al contacto con los químicos de ciertas plantas como la savia de la zanahoria y las chirivías, y la exposición al sol.

Cabe aclarar que, la fitofotodermatitis no es contagiosa y solo le afecta a aquellas personas que están expuestas directamente a las plantas que causan este problema:

  • Zanahorias
  • Chirivías
  • Perejil
  • Apio
  • Limas
  • Higos
  • Salvia rusa
  • Ruda común
  • Crisantemos
  • Branca ursina falsa

Por tanto, si deseas cultivar estas plantas, lo más simple que puedes hacer es usar mangas largas y guantes para cubrir tu piel. Jamás manipules estas plantas con la piel descubierta.

Al igual que con una quemadura estándar, puedes aplicar compresas frías para aliviar el dolor causado por la fitofotodermatitis y mantener las ampollas intactas el mayor tiempo posible para proteger la piel sensible que está por debajo. Las cremas anestésicas también pueden ayudar, como así también las hojas frescas de plátano y milenrama, trituradas y aplicadas como cataplasma.

La miel junto con aceite esencial de lavanda, promueve la curación y combate las infecciones. Cubre tus quemaduras varias veces al día con este ungüento y, a la semana, las costras se caerán para dejar la piel nueva expuesta.

Ingredientes para el ungüento

  • 1 taza de aceite de oliva virgen extra orgánico
  • 50 gotas de aceite esencial de lavanda
  • 30 ml de miel de abejas
  • 30 g de hojas de consuelda seca orgánica

Preparación

  1. Vierte el aceite de oliva en una olla y agrega las hojas de consuelda seca orgánica.
  2. Calienta a fuego lento durante 60 minutos, revolviendo ocasionalmente (no debe hervir).
  3. Aparta del fuego, cuela y composta la consuelda, reservando el aceite.
  4. Funde la miel de abejas en el microondas o a fuego lento y mezcla con el aceite de infusión de hierbas y el aceite esencial de lavanda. Mezcla bien.
  5. Vierte el ungüento en frascos de vidrio y deja enfrían antes de tapar y etiquetar.

Sé paciente, las áreas gravemente afectadas por la fitofotodermatitis pueden demorar semanas o meses en sanar.

Etiquetas
Mostrar más

Notas Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Close