Blog de Jardineria

Regla básica para escoger una buena tierra para macetas

Si quieres que tus plantas en macetas tengan un gran comienzo, deberás escoger una buena tierra

Si quieres que tus plantas en macetas tengan un gran comienzo, deberás escoger una buena tierra. Casi todos los posts que puedes ver en Internet y en revistas, terminan con esta frase: “asegúrate de usar una buena mezcla para macetas”. Lógicamente lo tomamos como un buen consejo, pero ¿Qué quiere decir? Repasemos algunos conceptos básicos y cuál es el propósito de la mezcla de tierra para macetas.

Las funciones principales de una mezcla para macetas son:

  • Retener la humedad y los nutrientes.
  • Proporcionar aire suficiente para que crezcan las raíces.
  • Proporcionar anclaje para las raíces: una buena mezcla de tierra para macetas debe asentarse alrededor de las raíces de la planta y mantenerla en su lugar para que no se vuelve con el primer viento. No obstante, también debe ser lo suficientemente liviana para que el agua y el aire estén siempre presentes debajo de la superficie del suelo para que las raíces tengan una atmósfera equilibrada para crecer.

Sé que muchos jardineros utilizan tierra de su jardín en sus macetas y algunos hasta preparan su propio abono y se los añaden. Tú también puedes hacer cualquiera de estas cosas, pero si estás haciendo tu propia tierra para macetas en casa, también tendrás que cambiar la forma en que riegas y fertilizas para obtener buenos resultados. Existen muchas formas de mezclar tierra para maceas, pero la tierra que se compra en la mayoría de los centros de jardinería es una combinación simple.

Reglas para elegir una buena tierra para macetas

  • La tierra para macetas usada en contenedores debe ser ligera y esponjosa.
  • Busca una tierra para macetas que contenga corteza de pino, turba, perlita o vermiculita.
  • Agrega el fertilizante como carga inicial o en fórmula de liberación lenta.

La tierra para macetas puede utilizar tratamientos de retención de humedad, por lo que es probable que debas cambiar tus patrones de riego si empleas una tierra para macetas que contenga estas sustancias.

Ingredientes para una mezcla para macetas:

Turba

El musgo de turba proporciona una excelente retención de humedad y les proporciona a las plantas un buen espacio de aire para que sus raíces crezcan sanas. Para las plantas que aman los suelos ácidos como las azaleas o las hortensias, esta es la mejor mezcla para macetas; no obstante, para la mayoría de las plantas con flores, la turba es muy ácida. Por tanto, escoge una buena mezcla para macetas que tenga turba, vermiculita o perlita y corteza de pino. Puedes utilizar turba pura como mezcla para macetas, pero no riegues en exceso, ya que esta podía permanecer húmeda durante mucho tiempo.

Corteza de pino

La corteza de pino proporciona cierta retención de humedad y fertilizantes. También un poco de espacio de aire. La corteza de pino por sí sola no proporciona nada para sustentar la vida de las plantas, excepto las orquídeas, pero cuando se mezcla con turba, añade una nueva dimensión y ayuda a prolongar la vida de la mezcla.

Perlita

La perlita es de origen volcánico como la vermiculita y se colocan en una mezcla para macetas para proporcionar espacio de aire adicional y alivianar la mezcla. La perlita no proporciona un valor nutricional y puede acumular fluoruro si el agua lo contiene, lo que podría quemar las puntas de las hojas de algunas plantas de interior. Esto rara vez es un problema para las plantas con flores al aire libre, así que no debes de preocuparte si la perlita está en la tierra de la maceta a menos que estés cultivando Dracena o planta araña.

La vermiculita retiene mucha humedad y fertilizante durante un tiempo, lo que mantiene los nutrientes alrededor de las raíces en vez de lavar el fondo de las macetas.

También existen mezclas para macetas que contienen espuma de poliestireno que cumple con el mismo propósito que la perlita y la vermiculita, pero al pesar poco, esta sube a la parte superior de la maceta y el viento, finalmente, se la lleva.

Mezcla para macetas con fertilizante

Una “carga inicial” de fertilizante significa que existe una cantidad mínima de fertilizante en la mezcla para macetas, pero al ser tan mínima, en algún momento deberás fertilizar. La mayoría de las cargas iniciales tienden a desaparecer de la tierra para macetas luego de dos o tres riegos.

Un fertilizante de liberación lenta significa que tendrás más fertilizante incorporado para que las plantas recién compradas puedan hacer la transición a su nuevo hogar. Entonces, debes fertilizar regularmente además del fertilizante en la bolsa. si vas a comprar mezcla para macetas con fertilizante agregado, asegúrate de que las bolsas no estén mojadas y que la mezcla no parezca haber estado en un lugar permanente durante mucho tiempo.

Tratamientos que retienen la humedad

Como sucede con los complementos de fertilizantes, una gran cantidad de mezcla para macetas están viniendo con geles que ayudan a retener la humedad. Esto puede disminuir el riego durante la época de crecimiento. Sin embargo, deberás tener un poco de cuidado para no regar las plantas con flores en exceso cuando las temperaturas sean más frescas, pues la tierra no se secará tan rápido como en verano.

Etiquetas
Mostrar más

Notas Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Close